manejo finanzas hogar

¿Cuánto cuesta un crédito hipotecario y en qué debe fijarse?

Antes de pedir un crédito de hipotecario usted debe evaluar su capacidad de pago.

Todas las personas tienen el sueño de tener una casa propia, de dejar de pagar arriendo y de tener un bien que les pertenezca, por lo que la solicitud de un crédito hipotecario es el medio más rápido de realizarlo.

Si está pensando en pedir un crédito hipotecario, debe saber que el principal costo es la tasa de interés, que puede ser fija, variable o mixta. Esta es una de las variables claves al momento de comparar entre diferentes alternativas.

No obstante, existen otro tipo de gastos asociados a la contratación de un crédito hipotecario, que son de cargo del cliente y que no se suman al monto del crédito que se otorga. Estos gastos son:

  • Tasación del bien raíz hipotecado,
  • Estudio de títulos y redacción de escritura,
  • Gasto notarial,
  • Impuesto de timbres y estampillas (de recaudación fiscal),
  • Derechos de inscripción en el Conservador de Bienes Raíces,
  • Primas de seguros. En este caso los seguros de desgravamen e incendio son obligatorios y su pago se realizará junto con la cuota mensual a pagar (dividendo).

Antes de pedir un crédito de hipotecario usted debe evaluar su capacidad de pago, determinando cuál es su ingreso total mensual; esto es, su sueldo más cualquier otro tipo de renta que perciba, como arriendos, pensiones, etc.

A ese monto, réstele sus gastos fijos, como arriendo, cuentas de servicios básicos, pago de colegio o universidad, alimentación, transporte, entre otros, incluyendo todos los compromisos financieros que tenga, como compras a plazo.

Finalmente, el saldo de este ejercicio le indicará su capacidad para asumir un crédito hipotecario. No olvide que siempre pueden surgir gastos no contemplados, por lo que es recomendable tener un monto destinado a cubrir esas necesidades, sobre todo pensando que los créditos hipotecarios se contratan a varios años. Tenga presente que varias instituciones recomiendan que el valor del futuro dividendo sea como máximo equivalente al 25% del ingreso total de quien está solicitando el crédito hipotecario o en conjunto con su aval.

Como son varias las instituciones que otorgan este tipo de créditos, siempre es recomendable realizar simulaciones, para así acotar la búsqueda a las instituciones que le entreguen las condiciones que se adecúen más a su presupuesto. Para eso, puede utilizar el Simulador de Créditos Hipotecarios de SBIF. (http://www.clientebancario.cl/simuladorhipotecario/aplicacion?indice=101.2.1)